Rejas para ventanas de seguridad

Las ventanas son un elemento esencial en cualquier hogar, en multitud comercios y en otros muchos lugares. En muchas ocasiones, las ventanas no requieren de unas rejas pero en muchas otras ocasiones incorporar unas rejas para ventanas de seguridad puede significar dar un salto cualitativo y cuantitativo muy importante en la seguridad del hogar, en este artículo vamos a hablar sobre ello.

Aumentar la protección con las rejas de seguridad

En realidad, cualquier ventana es susceptible de ver aumentada su seguridad y siempre es interesante plantearse si nos resulta conveniente incorporar unas rejas pues lograremos con muy poco esfuerzo y por poco dinero disponer de un nivel de seguridad inigualable con otros sistemas, pero evidentemente la calidad de las rejas que se instalen debe de ser adecuado y por ello las mismas deberán de ser rejas pensadas para la seguridad.

En realidad, una reja en general ya tiene un carácter disuasorio, y este carácter disuasorio será más o menos importante y más o menos profundo según lo preparado que venga el ladrón dispuesto a entrar a robar y según sea su experiencia e intenciones, pero de lo que no cabe duda es de que incorporar una reja ya tiene un efecto disuasorio por sí mismo, pero además las rejas para ventanas de seguridad nos ofrecerán una alta efectividad técnica contra asaltos.

Lo anterior resulta muy importante de mencionar pues el efecto disuasorio es una de las bazas más importantes con las que se cuenta ante los intentos de intrusión pero sí solo se cuenta con el efecto disuasorio pero no se implementan soluciones fuertes, robustas y muy resistentes se deja la puerta abierta a correr graves riesgos.

Cierto es que la seguridad absoluta no existe pues existen bandas criminales capaces de entrar en los lugares más blindados, en los lugares más difíciles e insospechados, pero cierto resulta también que en muchos casos el efecto disuasorio de ver unas rejas instaladas ya disuadirá (permítase la redundancia) a los ladrones comunes pues sí encuentran la más mínima dificultad para entrar en un lugar y deben hacer ruido, perder tiempo y correr más riesgos probablemente acaben por irse a un objetivo más fácil.

Teniendo ambos aspectos anteriores en mente entonces lo que debe hacerse es ponderar las necesidades concretas que se tienen, las características de nuestra ventana, la ubicación, los intereses y el valor de aquello que se pretende proteger, pero siempre poner el foco en la seguridad y para ello se necesitará de una opción que tan sólo podrán aportar rejas para ventanas de seguridad, son las mismas las que nos ofrecerán el grado de seguridad óptimo y adecuado, son las que nos ofrecerán efecto disuasorio más resistencia técnica ante los ataques.

Por supuesto, no existe una única reja de seguridad para ventanas, existe una gran variedad de variedades, modelos y referencias que se pueden encontrar en el mercado y que se pueden catalogar como elementos de seguridad para ventanas, en las siguientes líneas vamos a hablar de los principales aspectos que nos orientarán para tomar la decisión de cuál es la mejor reja de seguridad para la ventana o ventanas que queramos proteger.

Materiales de las rejas de seguridad

Todas las rejas pueden resultar aptas para ventanas, pero no todas pueden ser consideradas como rejas de seguridad. Para que las rejas para ventanas de seguridad puedan ser consideradas como tal deberán dotar de una seguridad suficiente tal y como ya se ha venido adelantando en párrafos anteriores.

Decir lo anterior no resulta óbice para poder decir (tal y como ya se ha adelantado también) que todas las ventanas en general pueden aportar un grado de seguridad, pero no todas ellas serán rejas de seguridad tal y como se está mencionando.

Entonces, viendo la gran diversidad de materiales, opciones y características existentes uno podría llegar a preguntarse por cuales son los mejores materiales y cuáles son las más adecuadas características para que una reja para una ventana pueda ser considerada como una reja de seguridad.

Hierro macizo

Existe una gran variedad de materiales con la que puede ser fabricada una reja para ventanas, la que mayor grado de seguridad puede decirse que ofrece para ser considerada como una auténtica ventana de seguridad es la que está fabricada con hierro macizo.

Las rejas de hierro macizo (y aún mejor si están formadas de algún tipo de aleación que incremente aún más su seguridad) son las rejas que mayor nivel de seguridad nos podrán ofrecer, pero para que la seguridad sea elevada no bastará tan sólo con el hecho del material en el cual están fabricadas las rejas, sino en las mismas características de estas.

Así, unas buenas rejas para ventanas de seguridad estarán fabricadas también con unos soportes de fijación de seguridad. Estos elementos de fijación deben de ofrecer una resistencia superior a los intentos de sabotaje y no serán los soportes estándar que se podrían encontrar en otro tipo de rejas que no puedan ser consideradas como rejas de seguridad.

Los materiales y la construcción misma de la reja determinarán en gran medida el grado de seguridad que la reja viene a ofrecer, pero no debemos olvidar que la reja debe de ser instalada en la ventana y que debe de ser bien instalada, y es que una reja de seguridad -por muy segura y buena que pueda llegar a ser- si la misma no está bien instalada de nada servirá tenerla instalada.

Lo anterior puede parecer de Perogrullo mencionarlo pero es algo muy a tener en cuenta pues muchas personas se piensan que se deben gastar una considerable cantidad de dinero en adquirir la mejor reja de seguridad pero luego escatiman en su instalación o se la deciden instalar por ellas mismas sin tener ningún conocimiento en la materia y ello es un grave error. Y, tal y como se menciona, pues una reja mal instalada viene a ser lo mismo a efectos prácticos que una reja no instalada.

Y en el mismo sentido que lo anterior también deberemos fijarnos en la cerradura que monta la reja para la ventana que hayamos decidido montar (si es un modelo que incorpora cerradura, de no ser así entonces está consideración nos la podremos pasar por alto). Y es que una vez más deberemos fijarnos en la cerradura pues la misma también debe de estar a la altura de las circunstancias y ser de alta seguridad pues de no ser así toda la reja será vulnerable y es que ya se sabe aquello de que toda cadena es tan débil como es eslabón más débil de la misma.

Ofrecemos las mejores rejas de seguridad

Otras consideraciones sobre este tipo de rejas

Llegados a este punto convendrá hacer algunas consideraciones más sobre la cuestión que aquí nos ocupa de las rejas para ventanas de seguridad y al respecto mencionar que una de las decisiones que se deberán tomar es si es mejor una reja de carácter fijo o una de carácter extensible.

La respuesta a la pregunta anterior no es fácil y nos podemos encontrar con necesidades específicas en cada caso que nos hagan determinar por un tipo de reja u otra, por lo que será cada caso en particular el que determinará en realidad cual es la mejor opción para esa persona en concreto.

Además de lo anterior, nos podemos encontrar en la situación de tener en las manos una reja para ventanas extensible que ofrezca una alta seguridad y de tener otra reja para ventanas que sea de índole fija que no ofrezca ninguna calidad, pero si hemos de hablar con carácter general diremos que habitualmente las rejas fijas serán una opción más segura que las rejas extensibles.

Cabe resaltar que todo lo anterior se expresa con todas las reservas, prevenciones y matices que puedan llegar a corresponder según el caso en concreto, según el modelo de reja y demás, pero la norma general nos habla de las rejas fijas como de las rejas más seguras.

Finalmente hacer una apreciación para ampliar un detalle que se ha mencionado en puntos anteriores sobre los materiales de las rejas para ventajas de seguridad. Se ha dicho que las rejas de hierro macizo son las rejas con mejor material para ser consideradas como de seguridad y bien cierto que ello es, pero no son las únicas.

Hay muchas personas que pueden preferir rejas de otros materiales o rejas de muy variados diseños, todas ellas pueden encontrar una buena respuesta en otro tipo de rejas que también ofrezcan una muy buena seguridad que dé respuesta y cobertura a todas sus necesidades.

Por ejemplo las rejas de acero o de hierro forjado son unas rejas que ofrecen un buen nivel de seguridad. Estos tipos de cerraduras existentes en el mercado pueden ofrecer un buen nivel de seguridad y además un valor estético y decorativo muy particular que hará las delicias de los amantes de este estilo de rejas.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *